El resurgir de la España Vaciada

Guitarte de Teruel Existe

© Proporcionado por La Información. 

Todo comenzó en Teruel. El movimiento político oriundo de esta provincia se presentó a los comicios de 2019 para defender los intereses de la región. Para sorpresa de muchos, que fue tomado como algo anecdótico o sencillamente circunstancial, Teruel Existe hizo historia al conseguir un diputado en la Cámara Baja. Lo que parecía un hecho aislado o anecdótico, solo era la punta del iceberg o la «prueba del algodón» de lo que iba a acontecer más adelante. Dos años más tarde, más de 160 asociaciones de 30 provincias se preparan para dar el salto a las Instituciones y concurrir a las próximas elecciones generales y autonómicas. ‘Soria ¡Ya!’, ‘Ávila Resiste’, ‘Segovia Existe’, ‘La otra Guadalajara’ o ‘SOS Talavera’, son algunos de los partidos a los que los sondeos otorgan entre 6 y 15 diputados en el Congreso, que pueden hacer aún más heterogéneo, fragmentado e ingobernable el parlamento español. De momento, ‘La España Vaciada’ está inscrita como partido político en el Ministerio del Interior desde el pasado 30 de septiembre. “No somos ni de derechas ni de izquierdas, aquí cabe todo el mundo. Todo el que defienda la España rural y olvidada. En un momento dado, si estuviéramos en el parlamento, podríamos investir a Casado o a Sánchez, el que más se alineara con nuestros objetivos”, repiten como un mantra los portavoces de un movimiento que tuvo su pistoletazo de salida en la ya famosa manifestación de marzo de 2019, cuando miles de personas acudieron en una gran marcha hasta Madrid para pedir un pacto de Estado contra la despoblación. Les han acusado de nacionalistas y cantonalistas, y eso les duele. “Nosotros no somos nacionalistas porque buscamos el bien común”. Eso sí, para Antonio Sanz, un turolense de 53 años, informático, que se ha erigido en portavoz y coordinador de ‘La España Vaciada’, asegura que “toda ley que se aprobara en el Congreso debería de tener una perspectiva rural como ya tiene de género”.Una especie de ‘nacionalismo’ o ‘cantonalismo’ rural o mesetario, que puede hacer ingobernable la Cámara Baja donde, por cuestiones de la ley d’Hont, como se está demostrando estos días en la negociación presupuestaria, los grupos minoritarios nacionalistas, ERC, PNV o EH Bildu son vitales para sacar adelante cualquier proyecto legislativo y ponen precio a sus escaños.  

Lo cierto es que en las cúpulas del PSOE, PP, Podemos y hasta Vox, que tiene buena parte de su fuerza en la España rural, hay preocupación por la irrupción en la política nacional de la ‘España Vaciada’. “Nos pueden quitar una decena de escaños, y eso en un panorama tan apretado políticamente como el que vivimos, es la diferencia entre gobernar o no gobernar”, reconocía esta semana a ‘La Información’ una fuente de la ejecutiva socialista.El peculiar sistema electoral español hace que un voto en Soria o Zamora pueda valer hasta diez veces más que otro de un ciudadano de Madrid o Barcelona en una especie de discriminación inversa a la que proclaman desde la ‘España Vaciada’. Para muestra un botón: en las elecciones de noviembre de 2019, Teruel Existe consiguió el escaño de Tomás Guitarte con apenas 19.000 votos. Mientras que el asiento en su Congreso le ‘costó’ a Íñigo Errejón y a Más País, 190.000 sufragios. Así, según la encuesta de SocioMétrica publicada en los últimos días por ‘El Español’, la España vaciada conseguiría 15 escaños en el Congreso con apenas el 1,1% de los votos totales, que arrebataría a PP y PSOE, seis a cada uno, y tres a Vox.Hasta el mismísimo exvicepresidente del Gobierno, Pablo Iglesias, consideraba este lunes que la “irrupción” de Yolanda Díaz en la izquierda del PSOE y de La España Vaciada, como movimiento transversal, iban a “romper el tablero político en España” de cara a los próximos comicios municipales, autonómicos y generales. El fenómeno de la España rural ha atraído incluso la mirada y el interés de los grandes medios internacionales, como el francés ‘Le Figaro’, que este viernes titulaba un artículo: “En España, el ‘partido del vacío’ despega en los sondeos”. Con este titular pone el foco el diario francés en el movimiento que representa a los “territorios desheredados y olvidados del interior” del país que puede revolucionar el panorama político español.Ahora, la coordinadora de la España Vaciada se ha marcado como reto a corto plazo tener preparada su herramienta política, con la que varias plataformas de distintas provincias concurrirán a procesos electorales locales, autonómicos y nacionales, antes de que finalice este año 2021, por un eventual adelanto de los comicios en Andalucía y Castilla y León. “Estamos trabajando en esa fórmula de coaligarnos, dibujando escenarios para cualquier situación que se pudiera dar», ha subrayado Sanz. «Tenemos el objetivo marcado a corto plazo de crear una herramienta para que esté disponible a principios de año y que cualquiera que quiera, bien sea en un proceso electoral local, autonómico o nacional, pueda utilizarla. Mas allá, iremos viendo cómo van evolucionando los escenarios e iremos decidiendo poco a poco», ha remarcado esta semana el coordinador de la España vaciada, que ha apuntado al reequilibrio territorial y a la lucha contra la despoblación como los dos grandes condicionantes a la hora de posibilitar la investidura de futuros presidentes. La Plataforma remarca que en su seno hay gente de todo el arco político: de Podemos a Vox: «Vamos a centrarnos en nuestros objetivos y esto no va ni de derechas ni de izquierdas, sino de problemas, necesidades y soluciones», ha proclamado, al mismo tiempo que se abre a dialogar «con cualquiera» y a participar en los comicios en cerca de 25 provincias. «No podría especificar exactamente en cuantas, pero creo que vamos a ir en muchas provincias, aún sabiendo que en algunas de ellas no tengamos capacidad de conseguir representación», ha asegurado.Y es que lo que pretenden es «poner la misma voz que teníamos en la calle durante estos años en los Parlamentos, ya sean autonómicos o nacionales, porque hasta ahora no la teníamos. 

 Esa voz de la España Vaciada no se estaba teniendo en cuenta, no se estaba escuchando, y hasta aquí hemos llegado, yo creo que somos más bien una consecuencia que otra cosa», ha explicado Sanz, como voz de una Plataforma que considera los fondos europeos para la reconstrucción como una «oportunidad» para la España Vaciada de cambiar las tendencias y que el país no esté «desequilibrado” con “grandes focos productivos en solo tres o cuatro puntos de España».Desde la citada organización inciden en que sus problemas no son los de las ciudades o, en todo caso, son problemas que las urbes ya solucionaron hace mucho tiempo. Por ejemplo, en la España Vaciada “uno de cada cinco de sus habitantes no tiene acceso a internet”. No es que no quieran tener conexión en sus casas, “es que no pueden tenerlo porque no existe”. Un estudio sobre la red en la España Vaciada demuestra que más de un 21% de la población rural no puede conectarse a la red y si hablamos de la fibra óptica o de la alta velocidad de navegación, apenas un 33% de las poblaciones de menos de 5.000 habitantes puede acceder a ella. Con estas cifras “el teletrabajo o las gestiones administrativas son tareas imposibles en los territorios rurales”. Por “no hablar del ferrocarril, las infraestructuras sanitarias, o educativas«, apostillan los líderes de la ‘revolución rural’. 

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s