Piden solución inmediata a la crisis

Obispos peruanos urgen al Congreso a dar una «solución inmediata» a la crisis

Historia de Agencia EFE 

Lima, 23 ene (EFE).- Los obispos de las regiones peruanas de Cuzco y Puno urgieron este lunes al Congreso del país a «dar una solución inmediata al pedido» de las protestas antigubernamentales y expresaron su rechazo a la «violencia», que desde diciembre pasado ha dejado más de 60 muertos.

Obispos peruanos urgen al Congreso a dar una «solución inmediata» a la crisis

En un pronunciamiento, los Obispos del altiplano y de la Diócesis de Sicuani-Cuzco exhortaron a las autoridades peruanas, y en especial al Poder Legislativo, «a tener presente los pedidos de los pueblos… que claman por ser escuchados».

«Hacemos un llamado a todos los miembros del Congreso de la República para que pueda dar una solución inmediata al pedido que realizan nuestros hermanos y hermanas, y así impedir mayores acontecimientos que puedan generar pérdidas humanas, evitar personas heridas y agresiones a las entidades públicas y privadas», señalaron.

Las protestas antigubernamentales, que se sienten sobre todo en regiones del sur de Perú, entre ellas Puno y Cuzco, exigen la renuncia de la presidenta Dina Boluarte, el cierre del Parlamento y nuevas elecciones para 2023, además de la convocatoria a una asamblea constituyente.

En su pronunciamiento, los obispos expresaron su «plena confianza» con que el país pueda «retomar la paz y tranquilidad» mediante el diálogo, así como su solidaridad con «el dolor que atraviesan las familias que perdieron a sus hijos, hermanos, padres y madres en estos enfrentamientos».

Protestas en Lima

Miles de personas piden la renuncia de Dina Boluarte en una multitudinaria protesta en Lima, Perú

Miles de personas han salido a las calles de la capital de Perú, Lima, para pedir la renuncia de la presidenta, Dina Boluarte, todo ello después de que en los últimos días hayan llegado a la ciudad decenas de caravanas de manifestantes procedentes de regiones de todo el país.

Protestas en Perú – Lucas Aguayo Araos/

Mes y medio después de que tuviera inicio el estallido social en el que se encuentra inmerso Perú y con un balance de fallecimientos que desde el 7 de diciembre rebasa la cifra de los 50 muertos, el paro nacional celebra una jornada de protestas marcada por el fuerte despliegue policial de las autoridades peruanas, con más de 11.000 agentes de seguridad en las calles de la capital.

Las autoridades del país han pedido calma a los manifestantes y han hecho un llamamiento para que expresen sus reclamos de manera pacífica. De hecho, la propia mandataria apeló el pasado lunes a los ciudadanos peruanos a llevar a cabo la ‘Toma de Lima’ «en paz».

Durante la jornada de este jueves se han registrado enfrentamientos entre manifestantes y las fuerzas de seguridad en diversos puntos de la ciudad, así como la quema de mobiliario urbano, el cierre de parte del transporte público, y el lanzamiento por parte de la Policía de gases lacrimógenos en un esfuerzo por apaciguar los disturbios.

El Ministerio de Defensa, por su parte, ha lanzado una advertencia sobre posibles tomas a instituciones públicas y privadas como el Servicio de Agua Potable y Alcantarillado de Lima o antenas de televisión

Solidaridad con Perú

Perú: de la inestabilidad permanente a la movilización permanente

Por PEPE MEJÍA

La situación de inestabilidad política, económica y social son los motivos por los cuales la población en Perú -especialmente en los territorios del sur en donde operan las principales empresas transnacionales extractivistas- ha salido a las calles para movilizarse y exigir la dimisión de la Presidenta, Dina Boluarte, el cierre del Congreso y el adelanto de las elecciones generales. También se pide la convocatoria a una Asamblea Constituyente, que permita incluir todos los temas de la agenda indígena amazónica relacionados a la protección de los derechos colectivos de los pueblos indígenas.

La crisis política en Perú deja ya 40 muertos

El actual Congreso está dominado por actores y políticas de extremo racismo, extractivismo, privatismo, homofobia y recorte de los derechos humanos. La corrupción corroe los cimientos de este Congreso pero también en el Poder Judicial, Fiscalía y Tribunal Constitucional.

Las movilizaciones van en aumento y se extienden por todo el territorio peruano. El Gobierno responde con más represión. Hay alrededor de 600 heridos y decenas de personas fallecidas mientras ejercían su derecho a manifestarse.

No hay argumento ni justificación alguna para que las Fuerzas Armadas y policiales hayan respondido a una masiva protesta popular con disparos de bala, perdigones, canicas, bombas lacrimógenas al cuerpo. Este uso desproporcionado de la fuerza estatal contra población inerme es no solo indignante, inmoral, sino ilegal, y exige iniciar un juicio ante la Corte Penal Internacional por lesa humanidad a sus responsables directos en el ejecutivo, legislativo, jefes y subordinados militares y policiales; y los indirectos, que siguen azuzando una “guerra mediática” de falsedades en ciertos medios de difusión.

Urge que los gobiernos democráticos, y en particular el Gobierno español, se desmarquen de un gobierno que utiliza la represión y la muerte contra un pueblo desarmado. No podemos ser cómplices de la masacre de un pueblo

Clamores sofocados

VIAJE A LA DIGNIDAD

XIMO GARCIA ROCA

Un día le pregunté a Samir si era inmigrante. Me respondió con el aplomo del convencido: «¡Soy algo más que inmigrante!» Samir ama y sueña, estudia y trabaja, espera y desconfía, y como todos es la vez nómada y sedentario, víctima y verdugo, impotente y creador. No se considera víctima a proteger, ni un sujeto frágil a sostener, ni un huésped a defender. Las personas inmigrantes son, como todas, identidades múltiples, solicitan ser reconocidos en sus capacidades y talentos, protagonistas de su propio destino, colaboradores en igualdad de derechos y obligaciones en la construcción de la historia común. Dejemos de hablar sobre ellos y hablemos con ellos; no se trata de saber qué hacemos por las personas migrantes sino qué hacemos con ellas y junto a ellas, con sus capacidades, expectativas, y culturas. Las personas migrantes se incorporan de este modo a la gran ola de reconocimientos, que recorren el mundo, traída por los movimientos feministas, indígenas, campesinos, pueblos soberanos, grupos étnicos o colectivos LGBTI; reconocimiento que nunca será real sin la redistribución económica de la riqueza colectiva, que convierta la inmigración en una elección libre y responsable.

Todavía se oyen los gritos de la madre que ante la tumba sin nombre en el cementerio de Málaga, clamaba «No vengáis, no vale la pena; os quieren en las cocinas de los bares pero no en sus parques, os quieren cuidando a sus padres ancianos, pero molestáis en las salas de espera de los hospitales. No vengáis». Con este grito se cerraba el siglo XX. La tumba blanca no tenía nombre, lo perdieron en su trayecto migratorio. No supimos los nombres de las 53 personas asfixiadas en un tráiler en su tránsito hacia Estados Unidos, ni hemos conocido los rostros de los 400 que fueron reprimidos ante la muralla de Melilla, ni sabemos los motivos de los 6.000 muertos este año por distintas rutas migratorias. Cuando se pierden los nombres, nacen los miedos, los odios, los desprecios. A personas sin nombre, rostro ni identidad es fácil convertirlas en amenaza, peligro y objeto. El nombre de Alyan, de solo tres años, muerto al naufragar la barcaza, que hiere y ofende, despertó de nuestra ceguera colectiva.

Pero siguieron viniendo empujados por sus hambres y por sus deseos, por las violencias y guerras de otros, por esperanza de unos y la desolación de muchos. Y así el siglo XXI empezó con un grito potente sedimentado en las periferias francesas: «A nuestros padres humillasteis y a nosotros cerrasteis las puertas». Humillación e inaccesibilidad son los dos heridas infinitas; humillan las políticas que les necesitan como trabajadores pero les niegan la ciudadanía; humillan las condiciones para el arraigo social y familiar que les encierran en guetos sociales y culturales; humilla la superioridad que les miran desde arriba cuando, cuando «sólo se puede mirar de arriba hacia abajo para levantar al que está caído».

Recientemente le oímos a Suleiman, un joven senegalés ante la muralla de Melilla, clamar: «si vosotros levantáis muros, nosotros construiremos túneles». La movilidad es un proceso estructural que no podrán evitar las fronteras, la externalización de los controles, los centros de internamiento ni la militarización de ríos, mares y aeropuertos. Los problemas pueden solucionarse pero los procesos estructurales solo pueden atrasar lo inevitable o dificultar lo que nada ni nadie podrá evitar. Las sociedades cerradas y amuralladas murieron a manos del comercio, del trabajo, del turismo, de las comunicaciones mundiales y de los derechos humanos que es el otro nombre de la dignidad; los prejuicios racistas y discursos discriminatorios además de corromper la razón y la convivencia son injustos, irracionales e inútiles.

«Nadie debe hablar de la inmigración, si antes no ha abrazado a un inmigrante», le oí decir a un voluntario de la Cruz Roja mientras curaba las heridas de un superviviente de un cayuco. Sólo el abrazo despierta la solidaridad. Cuando un pueblo soñó con el fin de la segregación racial, se derribaron muros físicos y mentales, que parecían intocables; cuando la madre-tierra supo que era un organismo vivo que sufre, siente, ama y espera nació el imperativo ecológico; cuando el feminismo soñó con el fin del patriarcado nació la igualdad de género; cuando los pueblos soñaron con el fin del colonialismo nació la igualdad entre los pueblos. Si en el Día Mundial de la persona migrante lográramos tejer los sueños de aquí y de allá nacerá un futuro digno para la humanidad. Nuestra sociedad necesita de todos los sueños, de todas las energías, de todas las capacidades

MANIFIESTO POR EL DIA INTERNACIONAL DE LAS PERSONAS MIGRANTES

 En el día Internacional de las personas migrantes, salimos a la calle para revindicar nuestro legítimo derecho a buscar una vida mejor. Según la estimación mundial actual de Naciones Unidas, en 2022 había en el mundo cerca de 300 millones de migrantes internacionales -personas que viven en un país distinto al que nacieron-, migrar es una forma de adaptación, de respuesta a las condiciones del medio, condiciones de vida, oportunidades, pobreza, injusticia, violencia, necesidades primarias insatisfechas, inseguridad alimentaria, cambio climático, y en no pocas ocasiones persecución o desesperación. Sea por obligación-o sea pura supervivencia-o elección propia, no es nada fácil dejar atrás su país, su familia sus amigos, su casa.

El modelo de desarrollo neoliberal mundial, está pensado solo para el beneficio de unos pocos, y la obscena distribución de la riqueza en el mundo, propicia grandes injusticias y desigualdades económicas, que se a su vez se traducen en grandes desigualdades en las condiciones de vida de las personas, afectando a casi la mitad de la población mundial. Basta decir que una minoría de la población, el 10% más rico del mundo, acapara el 76% del total de la riqueza mundial, mientras a otros se le condena a una vida de privaciones, y desesperanza, por lo que migrar se convierte en el único y último recurso para alcanzar una vida mejor.

España fue hasta hace pocos años un país de inmigrantes, aun hoy muchos españoles y españolas, migran en busca de otras oportunidades, pero con una diferencia sustancial, estos no necesitan exponerse a peligros en su experiencia migratoria, ni correrán el riesgo de acabar en unas cárceles llamadas CIE,s donde se priva de libertad a seres humanos sin haber cometido ningún delito. Ese Norte llamado rico y civilizado sigue extrayendo riquezas y materias primas, de los países del Sur, esquilmando así sus recursos, empobreciendo a los países e impidiéndoles un crecimiento económico que facilite su desarrollo. Y mientras el dinero especulativo, de ese capitalismo financiero global atraviesa fronteras impunemente, beneficiándose del sufrimiento ajeno, y engendrando pobres por donde quiera que pasa, esas mismas fronteras impiden el paso a las personas, propiciando que se vean sometidas a mafias sin escrupulosos, y a rutas migratorias cada vez más peligrosas, -son incontables las muertes y las fosas sin nombre de personas desaparecidas en el mar y en el desierto-.

Cuando se derribó el muro de Berlín, el mundo contaba con una docena de muros, hoy en este mundo injusto estas vallas y muros pasan de los 90, y en Europa al menos diez estados tienen algún tipo de fortificación para impedir el paso de personas migrantes. Hacen falta menos muros y más puentes. Son fronteras que solo reproducen las desigualdades globales, y que son consecuencia de una política de control migratorio criminal implantada por la unión europea UE y su Agencia Europea de la Guardia de Fronteras y Costas llamada Frontex . Esta concepción mezquina de la política migratoria, no es fruto de la casualidad, sino de una estrategia bien definida, que tiene muchos efectos colaterales, y que propicia infames tragedias como nos recuerdan aquí en España los nombres de Tarajal en 2014, donde quince personas murieron ahogadas mientras nadaban para alcanzar la costa, rodeados por tierra y por mar, y bajo una lluvia de pelotas de goma y botes de humo lanzadas por agentes de la guardia civil, o las 37 muertes ocurridas en junio de 2022, entre la valla que separa Nador y Melilla, que sufrieron un grupo de subsaharianos, personas que tenían las mismas razones para obtener asilo, que lo ciudadanos ucranianos que han sido recibidos recientemente en España. Ellos en cambio fueron hostigados sin compasión, sufriendo una violencia inusitada y desproporcionada por parte de fuerzas policiales marroquíes y españolas que finalmente acabo con estas 37 vidas.

Muertos y amontonados como animales, fueron enterrados si identificar en fosas anónimas, así no solo les robaron la vida, también el derecho a que los familiares se despidieran, les enterrasen, y elaboraran un duelo con dignidad, para no tener que llorarles cada día con la incertidumbre de no saber dónde están. Ese mismo día, se produjeron muchas devoluciones en caliente incluso de menores, y ninguna de las personas que lograron cruzar, tuvo derecho a una asistencia legal. Algunos de los sobrevivientes se encuentran internados en el CETI (Centro de Estancia Temporal de Inmigrantes de Melilla) pero la mayoría están en cárceles marroquíes acusados de delitos graves. Que no se nos olviden.

 Algunos se empecinan en ver la migración como algo negativo, como una amenaza, la llegan a criminalizar incluso asimilándola a la delincuencia. En este punto no olvidamos las recientes palabras, del ex inspector jefe de la Comisaría Centro de València, Ricardo Ferris que, incitando al odio hacia las personas extranjeras, aseguró que “los inmigrantes eran delincuentes”. De esta manera se alimentan los bulos, insinuando que los migrantes invadimos y robamos los trabajos, que por cierto los nacionales suelen desdeñar. Ignoran que las migraciones han sido y serán algo consustancial en la historia de la humanidad, a pesar de las vallas, los muros y las barreras.

Ignoran las potenciales ventajas que brinda la migración supliendo las necesidades que tienen los países, participando y contribuyendo al crecimiento y la prosperidad de los mismos, y construyendo una sociedad multicultural, igualitaria, y diversa que hace más rica y más tolerante a esa sociedad.

Aunque se logre sobrevivir al calvario migratorio, llegar al país de acogida no es el final de las penalidades, el migrante se enfrenta a una nueva realidad: una situación administrativa irregular que los arroja a la precariedad y a la exclusión social. El hecho de “no tener papeles”, los obliga a sobrevivir como pueden en la economía sumergida, sometidas a abusos de todo tipo, sin contratos, con empleos de muy baja calidad, sin horarios, con salarios miserables, y en condiciones de trabajo precarias. Esto lo sufren muchas mujeres migrantes trabajadoras de hogar. Los migrantes también sufren la indiferencia de parte de la sociedad de acogida, así como actitudes racistas, o tienen que oír que se les relacione demasiadas veces con la delincuencia. Sufrir ese odio, el de esos que gritan “nuestra gente primero”, ese discurso xenófobo que algunos políticos sin escrúpulos saben explotar, mata tanto como las penurias a las que se ven sometidas las personas migrantes.

Es una vergüenza que la caridad se vista de Ayuda al Desarrollo -solo 4 países en el mundo cumplen el compromiso que se marcó hace unas décadas de destinar el 0,7% de su Renta Nacional a la misma- y que mucha de esa ayuda se utilice por los países del Norte como parte de su política exterior, no destinándose a combatir las verdaderas causas de las desigualdades estructurales que perpetúan el empobrecimiento. Existen determinantes, estructurales sociales y políticos en este injusto mundo, que permiten que la riqueza de unos tenga una relacion directa con el empobrecimiento de otros. No se nace pobre porque uno quiere, y no se elige el lugar de nacimiento, pero en la mayoría de los casos, esto va a condicionar la vida de las personas, porque si naces en un país empobrecido, probablemente nunca saldrás de pobre. ¿Habría que preguntarse con más frecuencia y con más conciencia, si el bienestar de las naciones llamadas avanzadas tiene que ver con el malestar de las personas empobrecidas y olvidadas? Para buscar un futuro y una vida mejor, a las personas migrantes nos sobran los motivos. Que no nos nieguen el derecho a visibilizar nuestra lucha y a elegir nuestro destino y un lugar en el mundo.¡¡¡¡ —————-

– Proclama.

-Declaramos con vehemencia que “ser inmigrante no es un delito”¡¡¡¡ y que ¡¡¡¡ningún ser humano es ilegal¡¡¡¡¡

-Denunciamos -El trato vejatorio y el racismo institucional que sufren las personas migrantes desde las administraciones e instituciones de los países europeos.

 -Las vulneraciones de los derechos más elementales que sufren las personas, privadas de libertad en los centros de internamiento (CIE), en donde malviven en condiciones insalubres, con una atención sanitaria deficiente, y en ocasiones siendo objeto de abusos y malos tratos. -La discriminación por cualquier motivo entre las que sobresalen la discriminación racial y la criminalización de las personas migrantes

– Que la única política migratoria de la UE, sea el control de fronteras y su externalización a terceros países, olvidando la necesidad de mecanismos que permitan una migración segura, ordenada y predecible. No existen por desgracia políticas migratorias de integración e inclusión para las personas migrantes, ni tampoco una política de asilo común en la UE. –

Exigimos

– El cierre incondicional y definitivo de todos Centros de Internamiento para extranjeros en España y en la Unión Europea.

-El cese de los retornos indiscriminados, que violan artículos de la Declaración Universal de Derechos Humanos.

– Frenar la propagación de los discursos del odio y de la incitación a la violencia contra las personas migrantes, y contra todos los grupos vulnerables. Exigimos que la justicia sea contundente contra los responsables de esta violencia.

-La regularización de las personas extranjeras que viven en España en situación irregular. Esta irregularidad, los arroja a la economía sumergida y les impide acceder a un mercado de trabajo regularizado donde se aprovechen sus capacidades, y de esta forma contribuir con sus aportaciones fiscales directas (Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas: IRPF) y cotizaciones sociales a la riqueza del país. La irregularidad hace a las personas más vulnerables frente a la explotación y los abusos, situación que favorece solo a los explotadores.

Golpe de Estado híbrido en Brasil

Leonardo Boff contra Bolsonaro: “Es un golpe de Estado híbrido que usó a gente ingenua”

Por| JOSÉ BELTRÁN

El teólogo brasileño responsabiliza directamente al expresidente, apoyado por “la élite anticuada y la burguesía”, del asalto a los tres poderes en Brasilia

El teólogo brasileño Leonardo Boff ha dado un paso al frente para posicionarse frente al asalto de las sedes de los tres poderes del Estado en Brasilia, conocidas como las ‘3 Casas do Governo’. “Hubo una orquestación de gente importante que no tolera una democracia de tinte social y presidida por un hijo de la pobreza”, denuncia a través de Twitter que no duda en responsabilizar directamente al ex presidente brasileño.

De esta manera, Boff configura una hipótesis, que denomina “mi sospecha”, según la cual, “la élite anticuada y la burguesía en general son bolsonaristas, les gustan las dictaduras”. Así, considera que esos grupos “se sumaron al golpe de estado de Bolsonaro” para conformar lo que denomina “un golpe híbrido”, en tanto que se sirvieron de “gente común ignorante e ingenua” en lugar de exponerse ellos.

Sospechas del Ejército

El pensador va más allá y deja caer la siguiente reflexión: “¿Los altos mandos militares de las Fuerzas Armadas están apoyando el intento de golpe de estado en Brasilia? ¿Por qué callaron y no condenaron la destrucción literal de las  ‘3 Casas do Governo’?¿Defienden o no a la democracia y al pueblo? Sería una tragedia que volvieran al poder ya la represión”.

Lo cierto es que la situación ya parece bajo control, después de la detención de 300 manifestantes golpistas el domingo y otros 1.200 el lunes que estaban refugiados en el campamento que tenían montado frente al Cuartel General del Ejército desde las elecciones, bajo la connivencia del expresidente Jair Bolsonaro.

Así, el teólogo apunta que “la política del odio, las noticias falsas, el desprecio por los muertos por el virus y las amenazas de golpe de Estado de Bolsonaro crearon las condiciones de brutalidad y vandalismo” en Brasilia. “La violencia solo destruye”, concluye Boff.

Cómo ser Navidad en un Haití aterrorizado y traumatizado por las pandillas?»

Joseph Gontrand Decoste: «Navidad es tiempo en el que el valiente y resistente pueblo haitiano espera contra toda esperanza»

Joseph Gontrand

«Por lo general, hay toda una poderosa magia de Navidad y un encantamiento navideño que fascinan y encantan a niños y adultos y hacen irradiar, en las vidas más oscuras y en las situaciones más oscuras de odio, violencia, conflicto, miseria material, moral y espiritual, la esperanza de un día mejor, la luz de la Alegría»

«La gente está aterrorizada y traumatizada por pandillas (gangs) fuertemente armadas que los secuestran, los rescatan, los expulsan de sus hogares y tierras»

«Pero en medio de esta incertidumbre, el pueblo Haitiano sigue siendo asombrosamente optimista, lleno de “resiliencia” y coraje, e increíblemente se niega a perder la esperanza»

«Gracias a la ‘Fundación Mensajeros de la Paz’ (con su su directora Nieves Tirez Jiménez) que providencialmente vino en nuestra ayuda después del huracán Matthew»

24.12.2022 | Joseph Gontrand Decoste, SJ, Obispo de Jérémie (Haití)

Quien dice Navidad suele decir la alegría, el placer y la felicidad de reunirse con familias, seres queridos, amigos para celebrar, en un ambiente de celebración, amor y fraternidad, el nacimiento de Jesús, el Mesías anunciado por los profetas y largamente esperado durante siglos por el pueblo de Israel. «El pueblo que caminaba en tinieblas vio una gran luz que se elevaba; y sobre los habitantes de la tierra de las sombras, brilló una luz». (Isaías 9:1).

Por lo general, hay toda una poderosa magia de Navidad y un encantamiento navideño que fascinan y encantan a niños y adultos y hacen irradiar, en las vidas más oscuras y en las situaciones más oscuras de odio, violencia, conflicto, miseria material, moral y espiritual, la esperanza de un día mejor, la luz de la Alegría, del Amor, del Perdón, de la Reconciliación, de la Justicia y de la Paz.

¿Cómo ser Navidad en la tierra de HAITI hoy? Una vez más, este año, los Haitianos en Haití no pueden celebrar realmente la Navidad: hay demasiada miseria material, demasiada inseguridad, demasiadas dificultades sociales, económicas y políticas. El corazón realmente no está en la fiesta. La gente está aterrorizada y traumatizada por pandillas (gangs) fuertemente armadas que los secuestran, los rescatan, los expulsan de sus hogares y tierras.

Obispos, sacerdotes y religiosos y religiosas en Haití, a través de sus obras caritativas de evangelización y educación, de desarrollo humano integral y de promoción humana, hacen todo lo posible en condiciones extremadamente difíciles para acompañar a las personas y apoyarlas en su lucha diaria por la dignidad, la supervivencia, el bienestar material, moral y espiritual.

Sin embargo, la Navidad sigue siendo para el pueblo Haitiano un tiempo mágico de esperanza, un tiempo en el que el valiente y resistente pueblo Haitiano espera contra toda esperanza, espera una vez más un mañana mejor a raíz de la celebración del nacimiento del Mesías, del Salvador, Jesús el Cristo.

Contemplando al Niño Dios, Emmanuel, el Dios con nosotros, acostado en el pesebre, el pueblo Haitiano muy religioso se dejó llevar sorprendentemente, elevado, entusiasmado, motivado por su fe extraordinaria y sincera en el buen Dios bueno que lo hace superar todas las adversidades y obstáculos, incluso los más insuperables, como la inseguridad, la impunidad, el alto costo de la vida, el desempleo, la falta de acceso a las necesidades y servicios más básicos, como agua potable, alimentos, atención médica, escuela.

Este año nuevamente, el pueblo Haitiano celebra la Navidad con total incertidumbre sobre su futuro, de qué estará hecho su futuro, cómo se liberará de las garras de las pandillas (gangs), cómo saldrá de la inseguridad que aumenta día a día, cómo saldrá de esta crisis humanitaria, social, económica y política crónica que lo paraliza todo.

Pero en medio de esta incertidumbre, el pueblo Haitiano sigue siendo asombrosamente optimista, lleno de “resiliencia” y coraje, e increíblemente se niega a perder la esperanza. Es que, a pesar de todas sus desgracias y contratiempos, el pueblo Haitiano sabe que no está abandonado a sí mismo, sabe que siempre puede contar con Dios, y con sus amigos o generosos benefactores, en todo el mundo, especialmente en España que tanto nos ayudaron aquí, en Haití, especialmente en Jérémie en el suroeste de Haití con la  “Fundación Mensajeros de la Paz” (con su su directora Nieves Tirez Jiménez) que providencialmente vino en nuestra ayuda después del huracán Matthew el 4 de octubre de 2016 y después el terremoto del 14 de agosto de 2021.

Después de estos desastres naturales, esta Fundación española ha tenido un impacto positivo extraordinario en las vidas de los Haitianos al ayudar a reconstruir más de 20 escuelas destruidas o gravemente dañadas. Por lo tanto, aprovechamos esta oportunidad para expresar nuestra más profunda gratitud a todos nuestros queridos benefactores, que apoyan al pueblo haitiano en su heroica lucha por la supervivencia, la dignidad y el honor a pesar de su pobreza, y especialmente a la “Fundación Mensajeros de la Paz” de España que continúa apoyándonos en el suroeste de Haití para hacer florecer la esperanza incluso donde crecía la desesperación. ¡FELIZ NAVIDAD 2022! PROSPERO ANO DE FELICIDAD 2023!

+Joseph Gontrand DECOSTE, SJ, Obispo de la Diócesis de Jérémie/HAITI…

Cómo se puede ayudar a la diócesis de Jeremie 

– Entrando en nuestra página web www.mensajerosdelapaz.org
– en nuestro apartado de donaciones https://mensajerosdelapaz.org/donaciones/
– Cuenta de donación Mensajeros de la Paz ES21 0049 5104 1120 1606 3667 (enviar después los datos fiscales al e-mail admon@mensajerosdelapaz.com para poder enviarles el certificado de donación, para su desgravación en el Impuesto de la Renta y/o en el Impuesto de Sociedades)
– Entregándonos productos no perecederos al Banco Solidario (Calle Ribera de Curtidores, 2 – 28005 Madrid (Horario de lunes a viernes de 8.30h. a 14.30h.)
– Escriba el código 00215 en su aplicación del banco al utilizar Bizum para contribuir con un donativo a MENSAJEROS DE LA PAZ. Elija Enviar un pago a ONG y escriba el código 00215 en el lugar indicado.

UNA MUJER MIGRANTE


Acompañemos a María

ECLESALIA, .- Estamos en unas sociedades en las que la migración se ha vuelto uno de los mayores problemas y una de las realidades más acuciantes. Cada mes, cada semana, cada día… miles y miles de personas intentan pasar los ríos, selvas, muros o alambradas que separan sus entornos, de los sueños y posibilidades de un mañana mejor, un mañana en el que simplemente la vida sea posible. Tanto en África, como en América Latina, mujeres, hombres, jóvenes y niños se desplazan y caminan kilómetros y kilómetros porque los expulsa el hambre, el no-futuro, los regímenes políticos dictatoriales… En Colombia cientos de miles de desplazados y desplazadas venezolanos buscan un rincón para vivir. ¿Cómo pueden estas miles y miles de personas esperar una Navidad, semilla de futuro?

La familia de Belén también sufrió el desplazamiento: Estando María en embarazo, recibió del imperio una orden: empadronarse en el lugar de origen. Nos cuenta Lucas que, entonces, José y María emprendieron camino hacia Belén: Jornadas de camino por senderos inhóspitos; nos dice también que al llegar a su destino no encontraron ningún lugar para albergarlos y tuvieron que refugiarse en un establo, donde nació Jesús, según el relato que rememoramos. Por el otro lado Mateo nos cuenta que una vez nacido el niño, Herodes lanza contra él una persecución y María y José deben desplazarse hasta Egipto buscando refugio para salvar la vida. Encontramos en estos evangelio de la infancia  una doble migración y desplazamiento. El camino de Palestina a Egipto supone atravesar un extenso desierto, que puede esconder, en sus entrañas, la muerte.

A María la hemos imaginado, representado, soñado, de múltiples maneras… sus imágenes se cuentan por miles: Como mujer sencilla del pueblo palestino, como la madre del crucificado, como madre doliente, como madre amorosa del pueblo creyente, como reina del cielo, con fulgores de diosa… Sin embargo, no la hemos percibido como una mujer que en situaciones complicadas tuvo que desplazarse y fue obligada a migrar. Una mujer que con su niño en brazos tuvo que irse de su tierra hasta otra en busca de refugio. Por eso invito a que la descubramos, vivenciemos, contemplemos así.

Miremos a esa María Migrante, sus incomodidades, sus incertidumbres, sus dolores… sus viajes, no precisamente de placer. Contemplemos en ella a tantas mujeres desplazadas de hoy. Mujeres y familias enteras a las que se les niega un pedazo de tierra y un cielo de cobijo. Mujeres y familias que no son recibidas con gusto en la tierra a que llegan y son sometidas a exclusiones y desprecios de todo tipo. Caminantes a los que se les exige papeleos kafkianos que los deshumanizan y desesperan. ¿Cuál es nuestra sintonía con estas realidades? Nuestra sintonía con la familia de Belén debe pasar por la acogida a migrantes y desplazados en el hoy, de lo contrario se queda en fantasía romántica que arruina la potencia de los relatos mateano y lucano.  Ganemos nuestros corazones para la solidaridad. Celebremos así una Navidad como la primera de ellas

CARMIÑA NAVIA VELASCO

Un proyecto de transformación digital

San Juan de Dios se lanza a la realidad virtual para mejorar la vida de personas con discapacidad intelectual

Diferentes centros de la orden hospitalaria implantan un proyecto de transformación digital en el que los beneficiarios están implicados en el desarrollo de nuevas aplicaciones

La Orden Hospitalaria de San Juan de Dios, aunque lleva una década apostando por la innovación y la tecnología digital, ha dado un paso más apostando por un proyecto de transformación digital para facilitar el acceso a las personas con discapacidad intelectual. Una propuesta que hace que mejore su inclusión social, laboral y educativa. El director general de San Juan de Dios en España, Juan José Afonso, destacó los avances en “el codiseño de herramientas digitales, el empleo de la robótica para trabajar habilidades sociales espaciales y matemáticas, o el uso de pulsadores” en la apertura del Encuentro Estatal de Transformación Digital celebrado en el Hospital Fundación San José de Madrid.

Cada vez más accesible

40 usuarios y profesionales de diez centros de San Juan de Dios de toda España han participado en este encuentro en el que han compartido buenas prácticas sobre tecnología y e innovación. Unos dispositivos que benefician a unas 200 personas con discapacidad y 50 profesionales que forman parte del proyecto. La cita permite seguir trabajando en reducir los índices de exclusión social que afectan a las personas con discapacidad. Con el tiempo ha ido ampliándose y adaptándose a las necesidades concretas de los usuarios, y cuenta con una gran diversidad de soluciones tecnológicas y apoyos digitales para todo tipo de acciones cotidianas como coger un autobús para ir al trabajo o al cine, hacer la compra, cocinar, escuchar música o elegir el menú del comedor escolar. Algo que es más accesible gracias a las herramientas preparadas para smartphones, tabletas y ordenadores.

Para Juan José Afonso “la incorporación de las nuevas tecnologías implica clarísimamente la amplificación de nuevas capacidades en la discapacidad, haciendo así que esta sea menos discapacitante y dotando a cada ser humano de más derechos y de una mayor autonomía”. Jesús Puente, coordinador del programa de la Fundación Juan Ciudad, resaltó que “uno de los puntos fuertes del proyecto es la participación de las personas con discapacidad intelectual en el codiseño de herramientas digitales como la plataforma educativa ‘Síguenos 360’, que está construyendo San Juan de Dios con la empresa tecnológica Hermes Interactiva”.

Sede ONU-Mujeres en España

ONU Mujeres abre una sede en España y recupera una representación que Rajoy cerró hace una década

Manifestación del 8M en Euskadi (foto de archivo).  EFE

Nuestro país se convierte en el decimotercer Estado en tener un Comité Nacional de esta organización. Entre las prioridades está la de impulsar proyectos en pro de la Igualdad, así como recuperar el liderazgo de España en esta materia a nivel global. 

KOHAN@KOHANM

ONU Mujeres abre sede en España y convierte a nuestro país en el decimotercer Estado del mundo en contar con un Comité Nacional de esta organización de Naciones Unidas que lucha por la igualdad de género. En la presentación este viernes, su presidenta, Ewa Widlak, anunció que la organización tendrá tres objetivos principales: visibilizar los temas relacionados con la igualdad de género; empujar la agenda feminista mediante la incidencia política y buscar fondos privados y públicos para financiar proyectos que la organización lleva a cabo en distintos lugares del mundo.

Nuestro país no contaba con una representación de ONU Mujeres desde que hace más de una década el entonces presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, cerrara la representación que tenía esta agencia en España. Entonces no se trataba de un Comité Nacional propiamente dicho, sino de una oficina que hacía de enlace con la sede de la central en Nueva York. En su política de reducir la cooperación con ONU Mujeres, Rajoy no sólo cerró la dicha oficina, sino que dejó de suministrar fondos al organismo de la ONU dedicado a la lucha por la igualdad, el fin de la violencia hacia las mujeres y el empoderamiento político y económico de las mismas. 

Poco antes de esto, el Gobierno de Rodríguez Zapatero había hecho de su apoyo a la Igualdad una prioridad. Durante el tiempo en el que estuvo en su cargo, España se convirtió en el primer donante del Fondo de Desarrollo de Naciones Unidas para la Mujer (UNIFEM), que fue el germen de ONU Mujeres y donde la española Inés Alberdi, llegó a ser directora. El Gobierno de Zapatero continuaría apoyando a ONU Mujeres hasta su salida del Gobierno.

«Estamos muy ilusionadas de anunciar el lanzamiento de este comité español de ONU Mujeres y creemos que es un paso muy importante para reforzar la colaboración sobre los derechos de la mujeres y niñas en España y en el mundo entero», ha afirmado Widlak en la presentación. También reconoció que España es un país solidario, donde los valores feministas son muy fuertes». El Comité está formado por ocho mujeres procedentes de distintos ámbitos.

Su intención es profundizar en la colaboración entre Gobierno y empresas, así como con las asociaciones de la sociedad civil para «construir alianzas». Entre las prioridades en las que considera importante avanzar en nuestro país, figura la corresponsabilidad y los cuidados, un espacio ampliamente invisibilizado hasta antes de la pandemia y en donde queda aún mucho camino por recorrer en nuestro y en otros países.

De hecho, el de los cuidados es una prioridad para ONU Mujeres, puesto que la agencia afirma que sin un «sistema integral de cuidados, no será posible la superación de la pobreza y la reducción de las desigualdades».  Otro de los aspectos que Widlak considera importante avanzar en España, es en la participación de las mujeres en el mercado laboral, especialmente en la toma de puestos de dirección por parte de las mujeres. 

«Debemos contribuir al liderazgo de las mujeres o su empoderamiento económico, garantizar que todas las niñas puedan ir a la escuela y seguir luchando contra la violencia de género, los techos de cristal o la brecha salarial. Y todo ello sólo es posible con financiación y programas que abordan estos problemas desde la raíz», añade Widlak.

España se suma así a países como Alemania,  Canadá, Austria, Australia, Francia, Estados Unidos, Islandia, Japón, Estados Unidos, Holanda, Suecia o Nueva Zelanda, que ya contaban con un Comité Nacional de esta agencia en su territorio.