La Iglesia en Africa

Sacerdotes de Nigeria: “La posibilidad del martirio forma parte de mi vida”

Sacerdotes de Nigeria: “La posibilidad del martirio forma parte de mi vida”
Sacerdotes de Nigeria: “La posibilidad del martirio forma parte de mi vida” VLG

El próximo lunes 21, a las 19 horas en el Aula San Pablo, ubicado en la calle Vicente Goikoetxea, 5, la Fundación Pontificia Ayuda a la Iglesia Necesitada (AIN) organiza una conferencia-coloquio bajo el título: “África: la Iglesia más viva, la más perseguida” a cargo de  Kinga Von Shierstaedt, responsable de los proyectos de AIN para África

Leah Sharibu fue secuestrada de su escuela en Dapchi , estado de Yobe, el 19 de febrero de 2018 y no fue liberada con el resto de los cautivos porque era cristiana y se negaba a convertirse al Islam

Desde el año 2000 en Nigeria han asesinado a 8000 cristianos, 23 de ellos sacerdotes

Por | Vicente Luis García Corres (Txenti)

Se llaman Patrick, James y Francis. Son del sur de Nigeria, un país dividido política y religiosamente. Al Norte los musulmanes, al Sur los cristianos. Pero la situación del país lo convierte en un peligro diario el pertenecer a la comunidad cristiana. Los tres son sacerdotes y se encuentran en Vitoria para ampliar su formación teológica. Se defienden mejor en inglés que en castellano, pero su testimonio es suficientemente claro para entenderles que, aun cuando están muy a gusto entre nosotros y están aprendiendo muchas cosas, su futuro está con “su pueblo”, porque, como nos dice Francis, “donde está tu tesoro, está tu corazón, y mi pueblo es mi tesoro.”

El próximo lunes 21, a las 19 horas en el Aula San Pablo, ubicado en la calle Vicente Goikoetxea, 5, la Fundación Pontificia Ayuda a la Iglesia Necesitada (AIN) organiza una conferencia-coloquio bajo el título: “África: la Iglesia más viva, la más perseguida” a cargo de  Kinga Von Shierstaedt, responsable de los proyectos de AIN para África. Más del 30% de los proyectos de esta organización se desarrollan en África, uno de los continentes en donde la persecución de los cristianos es diaria y brutal.

Nigeria es uno de los países destinatarios de la ayuda de AIN, por eso, valga como aperitivo a la conferencia el testimonio de los tres sacerdotes nigerianos que ahora se encuentran en Vitoria.

“Somos sacerdotes en Nigeria y hemos sido enviados por nuestro obispo para ampliar nuestra formación y regresar a Nigeria para hacernos cargo de diversas áreas de la diócesis.” “ Aquí estamos aprendiendo no sólo teología, también la pastoral de las parroquias, y estamos pudiendo ver cómo es posible organizar una sociedad que atiende a los servicios básicos de las personas, educación, sanidad, políticas sociales, …” “Hemos venido también a compartir nuestro testimonio con la gente de las parroquias de aquí, somos testigos de la Iglesia en África, especialmente en Nigeria. Hemos venido también para compartir nuestra fe y nuestra experiencias con los pueblos de aquí.”

Según reconocen ellos el pueblo nigeriano está padeciendo graves problemas psicológicos precisamente por no ver cubiertas sus necesidades de salud, de educación, de paz social. A todo ello hay que añadir la persecución religiosa llevada a cabo por una parte de la población musulmana y que desde 2020 ya se ha cobrado la vida de 8000 personas, de ellas 23 sacerdotes. El acoso a las comunidades cristianas es diario, “ los jóvenes musulmanes de regreso de sus escuelas tiran piedras a las iglesias, y ya han intentado quemar la catedral de Sokoto”.

“La situación en Nigeria es muy peligrosa, es una situación complicada donde conviven el Islam con el cristianismo y las religiones animistas africanas, y eso se vive con tensión. Además el gobierno, que es musulmán, consiente los abusos y la persecución que la comunidad musulmana ejerce contra los cristianos. Antes los cristianos eran mayoría, pero hoy la persecución es tan alta que el número de conversiones, bien por matrimonio, bien por la fuerza, o bien por la presión económica, está siendo muy alto. Y cuando la gente se niega se le mata, y luego los culpables, incluso si son arrestados y encarcelados pronto salen en libertad. El gobierno incluso concede visas para que ellos, los terroristas puedan viajar fuera del país.”

A los cristianos se les considera “infieles” y ello les convierte en personas sin dignidad por lo que cualquier acción contra ellos está justificada

Boko Haram 

Boko Haram es un movimiento ideológico que rechaza la cultura occidental, de hecho el nombre se podría traducir como Boko – Book ( Libros) Haram – Tontería, lo que se traduciría como “la educación de los libros es una tontería «. Este movimiento empezó como una oposición política del norte frente a los del sur, pero pronto se radicalizó, fue fundado en 2002 en la localidad de Maiduguri, en el Estado de Borno, por el predicador islamista Mohammed Yusuf, su objetivo es la conversión integral de Nigeria al Islam. En abril de 2014 Boko Haram ejecutó una de sus acciones más mediáticas: el secuestro de 276 niñas en una escuela de Chibok. A día de hoy de las 276 niñas el nombre de Leah Shariba sobresale entre ellas, se cree que la han matado, aunque no hay rastro de ella.” 

Leah Sharibu fue secuestrada de su escuela en Dapchi , estado de Yobe, el 19 de febrero de 2018 y no fue liberada con el resto de los cautivos porque era cristiana y se negaba a convertirse al Islam.

Leah Sharibu  (2)

A pesar de la reciente muerte de Abubakar Shekau, el líder de Boko Haram, el reverendo Para-Mallam dijo que el pronóstico para Leah sigue siendo muy preocupante. AIN sigue de cerca este caso. Leah llevaría hasta la fecha cerca de 1800 días de secuestro, en el caso de encontrarse viva aún. Aunque muchos consideran que ha sido asesinada por su fidelidad al cristianismo. Ello la convertiría en mártir. 

Si se les pregunta a Patrick, James y Francis respecto de si tienen miedo de volver a su país, la respuesta es que “sí y no”: “Sí porque somos humanos y conscientes del riesgo que hoy supone ser cristiano y más, ser sacerdote en Nigeria, pero no porque confiamos nuestra vida a Dios. La posibilidad del martirio forma parte de mi vida, pero mi misión es estar con mi pueblo y mi pueblo no está en Roma, ni en Vitoria, está en Nigeria.”

El lunes 21 a las 19 horas en el Aula San Pablo es una oportunidad para conocer algo más de la realidad que la Iglesia vive en África, una Iglesia que está muy viva, pero también muy perseguida. Nigeria es uno de los países donde se vive esta persecución, pero no es el único.

Secuestrado otro sacerdote en Nigeria

El padre Abraham Kunat ha sido secuestrado por hombres armados junto a otras nueve personas

Nigeria padece la violencia de Boko Haram desde 2002

El padre Abraham Kunat ha sido secuestrado, junto a otras nueve personas, por hombres armados en Kachia, en el estado de Kaduna, al norte de Nigeria. El secuestro ha tenido lugar alrededor de la medianoche del pasado 8 de noviembre.

15 hombres armados

El grupo armado, de unos 15 hombres, atacó la llamada ‘aldea del petróleo’, situada cerca de la refinería de Kaduna. Esta es un objetivo frecuente de los asaltos de los bandidos, hasta el punto de que los residentes, trabajadores empleados en la refinería local procedentes de toda Nigeria, llevan mucho tiempo pidiendo un puesto militar fijo en la aldea para protegerlos de nuevos asaltos.

El presidente de la Asociación Cristiana de Nigeria, el padre Joseph Hayeb, ha señalado que viven “una situación muy triste porque en el estado están ocurriendo muchas cosas que no se denuncian”. Asimismo, ha recalcado que hay que hacer mucho más para proteger a los ciudadanos de los criminales que los aterrorizan

Situación grave en Nigeria

Los obispos de Nigeria: “Estamos atravesando el capítulo más oscuro de nuestra historia”

Han mostrado su preocupación por la pobreza extrema, el desempleo, el hundimiento de la economía y el aumento de la inseguridad

“El nivel de inseguridad en el país es muy preocupante. Estamos atravesando lo que podría considerarse el capítulo más oscuro de nuestra historia”. Así lo ha advertido Lucius Iwejuru Ugorji, arzobispo de Owerri, presidente de la Conferencia Episcopal de Nigeria (CBCN). Lo ha hecho, según recoge Fides, en su discurso de apertura de la Segunda Asamblea Plenaria de Obispos de Nigeria, celebrada en el Centro Pastoral del Sagrado Corazón en Orlu.


Así, el arzobispo ha señalado su preocupación por “la pobreza extrema, el aumento del desempleo, la inflación galopante, el hundimiento de la economía con una carga de la deuda cada vez mayor y el empeoramiento de la inseguridad”, factores que “se han combinado para complicar la situación del nigeriano medio, que parece condenado a una vida de penurias intolerables y de miseria inmerecida”.

Buena gobernanza

Ante esto, el prelado ha realizado un llamamiento a las diócesis, parroquias y organizaciones eclesiásticas del país para que tomen conciencia de la situación, ya que “una de las formas más eficaces de frenar la emigración, la fuga de cerebros y el tráfico de personas es la buena gobernanza”.

“También pedimos a las diócesis y a todas las personas de buena voluntad que se tomen en serio las próximas elecciones generales de 2023″, dijo el arzobispo. “Debemos prepararnos todos para compartir nuestros valores sobre la buena gobernanza basada en el bien común y emplear nuestros votos para elegir a personas de integridad intachable que tengan el carácter, la competencia, la capacidad y la historia personal para sacar a nuestra nación del actual marasmo económico”

Secuestradas unas religiosas al sur de Nigeria

Johannes Nwodo, Christabel Echemazu, Liberata Mbamalu y Benita Agu han sido raptadas mientras iban a una población cercana

  • Este domingo, 21 de agosto, han sido secuestradas cuatro religiosas a las afueras de la ciudad de Okigwe, en el sur de Nigeria, cuando se dirigían a la localidad vecina de Umulolo a realizar unos servicios pastorales. Johannes Nwodo, Christabel Echemazu, Liberata Mbamalu y Benita Agu pertenecen a la congregación de las Hermanas de Jesús El Salvador, según informa Europa Press.

Rezando por la liberación

Un grupo de hombre habría secuestrado a las monjas según ha informado la hermana Zita Ihedoro, superiora de las religiosas. “Con gran dolor les informamos sobre el secuestro de cuatro de nuestras hermanas”, ha informado en un comunicado en el que pide “oraciones intensas” para una “liberación rápida y segura”.

Los secuestros han sido una constante en el sur de Nigeria sonde hace poco más de una semana, cuando hombres armados secuestraron a un sacerdote y a un seminarista durante un traslado. Tras pagar un rescate ya han sido liberados.

Sacerdotes asesinados en Nigeria

«¡Somos sacerdotes, no terroristas!»: Más de 700 sacerdotes nigerianos protestan pacíficamente en el funeral del sacerdote asesinado en Kaduna

Protestas de sacerdotes en Nigeria
Protestas de sacerdotes en Nigeria

Los sacerdotes llegaron de todas partes de Nigeria para asistir al funeral. En sus pancartas se podía leer: «¡Somos sacerdotes, no terroristas!», «el gobierno debería proteger a los nigerianos», «se debe hacer justicia»…

En su homilía, el arzobispo de Kaduna lamentó la creciente inestabilidad en el país y subrayó que los nigerianos viven con el temor constante, mientras que el gobierno federal parece incapaz de abordar la cuestión

«En mis 60 años no habíamos visto tan mal como ahora, ni siquiera durante la guerra civil. Algo está mal con el liderazgo de este país», aseguró

El padre Borogo fue asesinado el 25 de junio, mientras que su hermano, CY Borogo, fue secuestrado por los delincuentes que atacaron la Prison Farm. El domingo 26 de junio otro sacerdote, Christopher Odia, fue asesinado en un intento de secuestro

(Agencia Fides).- “¡Somos sacerdotes, no terroristas!”, “el gobierno debería proteger a los nigerianos”, “se debe hacer justicia” o “¿todavía tenemos un gobierno?”, son algunas de las proclamas escritas en las pancartas que portaban los cientos de sacerdotes (más de 700 según la prensa local) que llegaron de todas partes de Nigeria para asistir al funeral del padre Vitus Borogo, asesinado el 25 de junio en Kaduna (ver Fides 27/6/2022).

Otros dos sacerdotes son secuestrados en Nigeria

La desaparición se produce tan solo una semana después del asesinato, en el mismo estado de Edo, del sacerdote Christopher Odia Ogedegbe

  • La comunidad católica nigeriana ha vuelto a sufrir un nuevo ataque. Y es que, tal como informa Fides, otros dos sacerdotes han sido secuestrados. De hecho, el secuestro de personalidades públicas para pedir rescate se ha convertido en una verdadera amenaza en varios estados del país.

Los secuestrados son Peter Udo, de la parroquia de San Patricio de Uromi, y Philemon Oboh, del Centro de Retiro San José, de Ugboha, en el estado de Edo, al sur de Nigeria. Según la policía, ambos desaparecieron el 2 de julio después de que los secuestradores bloqueasen su coche con disparos al aire en la carretera Benín-Auchi, entre las comunidades de Ehor e Iruekpen, cuando regresaban de Benín.

Búsqueda por la policía

Por otro lado, la policía asegura que se han enviado agentes a la zona “para llevar a cabo una persecución agresiva y bien coordinada” de los secuestradores y para liberar a los dos sacerdotes.

El doble secuestro se produce tan solo una semana después del asesinato, en el mismo estado, del sacerdote Christopher Odia Ogedegbe, a quien intentaron también llevarse cuando se dirigía a celebrar la misa y que murió en el enfrentamiento.

Otro sacerdote asesinado en Nigeria

Un ataque de hombres armados acabó con la vida de Vitus Borogo el pasado sábado

Vitus Borogo
  • El sacerdote Vitus Borogo, de 50 años, fue asesinado el pasado sábado por un grupo de hombres armados que asaltaron una finca del estado nigeriano de Kaduna, tal como recoge Europa Press. Se trata, así, de un ataque más contra los cristianos en el país, donde, durante las últimas semanas, han sido asaltadas varias iglesias dejando decenas de fallecidos.

Borongo era el capellán de la comunidad católica del politécnico estatal de Kaduna, donde los atacantes entraron abriendo fuego indiscriminado. Borogo era, además, representante estatal en la Asociación de Sacerdotes Diocesanos Católicos de Nigeria.

Condolencias de la Archidiócesis

“El reverendísimo Matthew Man-Oso Ndagoso, arzobispo católico de Kaduna expresa sus condolencias a la familia inmediata, a la Familia NFCS de la Politécnica de Kaduna y, de hecho, a toda la Comunidad Politécnica de Kaduna; y les asegura su fraterna cercanía y oración”, se puede leer en un comunicado de la Archidiócesis.

A la espera de los detalles del funeral, la Iglesia nigeriana a “encomendado su alma a la maternal intercesión de la Santísima Virgen María, y llamamos a todos los hombres y mujeres de buena voluntad a continuar orando por el pacífico descanso de su alma y por el consuelo de su afligida familia, especialmente de su madre”

Nueva masacre de católicos en Nigeria

Es el segundo ataque mortal a un templo católico que tiene lugar en el país este mes de junio

Al menos tres muertos y cuarenta personas secuestradas. Este es el balance que el gobierno local de Kajuru, en el estado de Kaduna (Nigeria) ha facilitado sobre asalto a la iglesia católica de San Moisés que tuvo lugar ayer domingo, 19 de junio, mientras los fieles se encontraban en la misa dominical.heridas de diversa gravedad y fueron trasladadas al hospital. El comando llegó a la iglesia en moto y asaltó varios pueblos.

Ataques previos

El pueblo de Rubuh ya había sido atacado el 5 de enero de este año y el 27 de abril de 2020. Para prevenir los ataques, tanto la Iglesia católica como la metodista del lugar habían empezado a celebrar sus servicios religiosos a las 7 de la mañana.

El pasado domingo de Pentecostés, 5 de junio, hombres armados arrojaron artefactos explosivos y dispararon a quemarropa contra los fieles reunidos en la iglesia San Francis Xavier, en la ciudad de Owo, estado de Ondo en Nigeria, matando a 38 personas y dejando 61 heridos, según datos de la propia diócesis

Persecución a la Iglesia de Nigeria

Dos sacerdotes y dos niños secuestrados en un ataque contra una iglesia de Nigeria

“No hay información sobre su paradero. Recen por su seguridad y su liberación”, señalan desde la diócesis de Sokoto

La Diócesis de Sokoto, en el estado nigeriano de Katsina, al norte del país, ha confirmado que al menos dos sacerdotes han sido secuestrados este miércoles, 25 de abril. El rapto ha sido el desencadenante de un atraco a una iglesia católica producido a primera hora de la mañana por una serie de personas armadas no identificadas.


 Un “ministerio de misericordia”

El ataque, según ha informado el director de comunicación de la diócesis, Christopher Omotosho, fue contra la casa parroquial de la iglesia San Patricio. Junto a los presbíteros Stephen Ojapa y Oliver Okpara han sido secuestrados dos niños. La prensa local, según recoge Europa Press, señala que no hay aún reclamación de la autoría del suceso.

No hay información sobre su paradero. Recen por su seguridad y su liberación”, ha señalado el portavoz de la diócesis. Este hecho, lejos de ser un acontecimiento aislado ya que la inseguridad en Nigeria ha crecido por todo el noreste del país en los últimos meses, difundiéndose varias redes terroristas y criminales.

Cada día unos 17 cristianos son asesinados en Nigeria

Un promedio de 17 cristianos son asesinados cada día en Nigeria a manos de grupos terroristas

Al menos tres mil cristianos, incluyendo diez sacerdotes católicos y pastores protestantes, fueron asesinados en Nigeria desde el inicio de este año hasta el 18 de julio

La cifra es la segunda más alta desde 2014, cuando se registraron más de 5.000 asesinatos de cristianos a manos del grupo terrorista islámico Boko Haram y los pastores yihadistas Fulani

Adicionalmente, el número de iglesias amenazadas, atacadas o quemadas desde enero de 2021 se estima en alrededor de 300

 | RD/Agencias

Miles de cristianos han sido cruelmente asesinados por grupos terroristas en Nigeria durante los primeros 200 días de 2021, un promedio de 17 muertes por día. Una reciente investigación realizada por la Sociedad Internacional de Libertades Civiles y Estado de Derecho (Intersociety) revela que al menos tres mil cristianos, incluyendo diez sacerdotes católicos y pastores protestantes, fueron asesinados en Nigeria desde el inicio de este año hasta el 18 de julio.

El informe de Intersociety señala que “el número de cristianos indefensos asesinados a cuchilladas por los yihadistas islámicos de Nigeria y sus colaboradores en las fuerzas de seguridad en los últimos 200 días, o del 1 de enero al 18 de julio de 2021, ha aumentado a no menos de 3.462”. “Esto es solo 68 muertes menos que el total de muertes de cristianos nigerianos en 2020, que la Lista de vigilancia mundial de cristianos perseguidos de Open Doors estima en 3.530”, indica.

La cifra es la segunda más alta desde 2014, cuando se registraron más de 5.000 asesinatos de cristianos a manos del grupo terrorista islámico Boko Haram y los pastores yihadistas Fulani. Mientras que Boko Haram es el responsable de la muerte de más de 4 mil cristianos, los pastores yihadistas Fulani asesinaron a otros 1.229.Intersociety es un grupo de investigación en derechos humanos, y ha estado monitoreando e investigando la persecución religiosa y otras formas de violencia religiosa de actores estatales y no estatales en Nigeria desde 2010. El grupo de derechos humanos realiza este trabajo a través del contacto directo con las víctimas, testigos, revisión de medios de comunicación e informes creíbles nacionales e internacionales, entre otros.

En su investigación de 2021, Intersociety encontró que 2.200 cristianos indefensos fueron secuestrados entre el 1 de enero y el 30 de abril. Otros 780 cristianos corrieron similar suerte entre el 1 de mayo y el 18 de julio, para sumar un total de 3.000. Al menos 3 de cada 30 cristianos secuestrados probablemente murieron en cautiverio, lo que elevaría la cifra de asesinados por los yihadistas en 300 personas.

Otras 150 muertes son consideradas por los investigadores como “cifras oscuras”, que se refiere a asesinatos que ocurrieron pero que no fueron reportados o registrados. Adicionalmente, el número de iglesias amenazadas, atacadas o quemadas desde enero de 2021 se estima en alrededor de 300. La institución lamentó que hasta la fecha, los culpables de las masacres de cristianos en el país han logrado evadir a la justicia y se mantienen libres de investigaciones o juicios, llevando a la impunidad y a que se repitan las atrocidades. Además, denunció, las familias de las víctimas y los sobrevivientes son totalmente abandonados por el gobierno de Nigeria.

La organización de derechos humanos indicó también que el gobierno nigeriano ha seguido recibiendo fuertes críticas y acusaciones de culpabilidad y complicidad con los asesinatos de cristianos.